Todos hemos comido un espeto, pero, ¿Qué es un espeto de sardinas? es un plato típico de la gastronomía Malagueña (España). Uno de los platos más famosos y apreciados por los oriundos de la ciudad de Málaga y los turistas que desean visitarla.

Este es una de las especialidades con mayor demanda en bares, restaurantes y hasta los populares chiringuitos a lo largo de toda la extensa costa de la cuidad de Málaga. Estos espetos con el pasar del tiempo se han convertido en parte de la identidad de la cuidad.

¿Cuál es la historia del espeto de sardina?

Hablando un poco de su historia, no se sabe con exactitud cuándo nació este plato de espeto de sardinas. Algunas historias datan de su existencia a finales del siglo XIX. Otros datos revelan que, para el año de 1882, ya existían en “El Palo”, este fue el primer establecimiento en ofrecer comercialmente este plato.

Diferentes historiadores de la ciudad costera coinciden en señalar que los pescadores fueron los que iniciaron esta forma tan peculiar de cocinar las sardinas. Aprovechaban el pescado que les sobraba y los cañaverales cercanos a la playa para hacer este plato de espeto.

¿Cómo se prepara el espeto de sardina?

Su forma de preparar, aunque este parezca sencillo a la vista, el arte de espetar la sardina tiene un pequeño truco bajo la manga. Para cocinarlo de manera correcta, hay que ensartar o introducir el pescado por el estómago y por un lateral de las espinas con una caña, la cual fue preparada previamente.

Luego de este paso se deja cerca del fuego, lo suficiente para que no se queme y se le agrega sal gruesa. Luego que el pescado este asado por las brasas está listo para disfrutar. Cada espeto viene con un total de 4 o 5 sardinas que fueron asadas en el fuego y la manera correcta de consumirlo o la más popular es con las manos. Agregarle un toque de limón es más que suficiente para que este manjar quede aderezado y sea disfrutado por cualquier persona a lo largo de la ciudad de Málaga y toda la costa tropical como es en los  chiringuitos de Salobreña.

Para acompañar este espeto de sardinas se puede acompañar con una bebida que este bien fría, si está disfrutando este verano de la costa del sol, pedir tu espeto de sardinas con una cerveza o un delicioso tinto de verano será excelente idea.

Aunque este plato admite todo tipo de refresco, indudablemente una cerveza o un tinto de verano son de las mejores opciones, la mezcla explosiva que deja en el paladar, entre el toque marino del pescado y el amargor de la cerveza o la suavidad en el tinto con un toque de limón hará una experiencia inolvidable.